lamiradadelmamut

maneras de mirar

Marion Post Wolcott. Dilema: El marido o el jéfe

3 comentarios

l-ACFMgtclF

El dilema entre realización profesional y vida familiar es uno de los principales obstáculos con los que se encuentra una mujer a lo largo de su vida. Cuantas grandes figuras femeninas del arte o de la ciencia, por poner un ejemplo, habrán quedado evaporadas por el camino, cuanta angustia y frustración habrán sufrido muchas mujeres sobrepasadas por la situación, obligadas a elegir y renunciar a uno de los dos ámbitos. Es obvio que nos queda un gran camino por recorrer que pasa necesariamente por el desarrollo de recursos y estructuras sociales que permitan el cuidado y la atención de las personas dependientes, no solo los hijos menores, sino también la de nuestros mayores, personas enfermas o con discapacidad. Más grave aun, y por lo que se ve, un tema más enquistado, es la asignación de roles dentro de la sociedad. Por mucho que parezca que hemos avanzado, somos nosotras en mayor medida, las que aceptamos con resignación ciertos “sacrificios” y tiramos la toalla. Generalmente esto viene acompañado por el tremendo esfuerzo que tenemos que hacer las mujeres en nuestras profesiones para ser tomadas en serio y conseguir el  mismo reconocimiento que nuestros colegas masculinos. Ya no te cuento dentro del mundo del arte, donde todo lo anterior se añade al las inherentes inseguridades de cualquier artista (salvo raras excepciones).

La protagonista de este artículo, tuvo una corta pero intensa vida profesional como fotógrafa, en una época donde las cosas eran todavía más difíciles para una mujer en este ámbito, como hemos visto en anteriores ocasiones en estos artículos dedicados a las mujeres pioneras en la fotografía.

Marion Post nació en Montclair, Nueva Jersey, el 7 de Junio de 1910. Su padre era un medico homeópata de mentalidad muy conservadora, sin embargo, su madre era una ardiente defensora de las causas progresistas. Había recorrido el país en coche buscando ubicaciones para los centros de planificación familiar de Margaret Sanger, activista a favor del control de natalidad que abrió en NY la primera clínica de Planificación Familiar en EEUU, fundadora de la Federación para la Planificación Familiar de America, feminista y luchadora por los derechos de la mujer.

Tras el previsible divorcio de sus padres, Marión y su hermana Helen fueron becadas para estudiar en Edgewood, un internado coeducacional muy progresista en Connecticut, y pasaban las vacaciones con su madre en el bohemio barrio de Greenwich Village de Nueva york. Entre 1927 y 1929 estudió Danza y Educación Infantil en el New School for Social Research.

Al morir su padre en 1929 heredo una pequeña suma que utilizó para viajar a París a continuar sus estudios de Danza, y a Viena para estudiar Psicología Infantil. Allí Marion experimento con la fotografía, animada por Gertrude (Trude) Fleischmann, profesora de su hermana Helen. En Viena las cosas se fueron poniendo cada vez más difíciles ante el auge del Nazismo y cuando la universidad cerró se vió forzada a regresar a los EEUU. Las hermanas Post se instalaron en NY y colaboraron con la ”Liga en Contra la Guerra y el Fascismo”, ayudando a muchos judíos a emigrar a NY, incluida su profesora Trude Fleischmann.

Sobre 1934, Wolcott se mudo a Croton-on-Hudson a enseñar en el colegio progresista Hessian Hills School. Es allí donde empezó a volcarse en la fotografía, haciendo retratos de sus alumnos y fotografías para las publicaciones del colegio. Poco a poco fue aprendiendo a revelar y realizar sus propias copias.

PHOT-MarPostWolcott-500-H-1

En 1936 vuelve a Nueva York y empieza a buscarse la vida como fotógrafa freelance aunque no le fue nada fácil encontrar trabajo. Marion comenzó a asistir a las conferencias y eventos de la Photo League en NY, donde conoció a Paul Strand y a Ralph Steiner, que impresionados por su trabajo la invitaron a unirse al grupo de jóvenes fotógrafos que se reunían en el apartamento de Steiner para compartir ideas. Allí entablo amistad con el “Group Theatre”, una pequeña compañía teatral que serian los protagonistas de sus primeras fotografías publicadas en “Stage Magazine”. Consiguio publicar algunas fotografías en Survey Graphic, PM, Stage Magazine y recibió algunos encargos para la Associated Press, pero eran tan solo algunas migajas que no le permitían consolidarse como profesional ni recibir ingresos regularmente.

En el verano de 1937, Post se unió al equipo de Strand y Steiner en Tennessee, donde habían fundado un año antes la productora Frontier Films. A Marion se le asigno la labor de realizar la foto fija para la película “The People of the Cumberlands “que estaban realizando con Elia Kazan como director.

PeopleCumberland

Al regresar a Nueva York, continuó su lucha por encontrar trabajo como fotógrafa, y en muchas ocasiones, dependía de que la invitaran a cenar en alguna cita para llenar el estomago. Cuando ya se estaba planteando en serio abandonar la fotografía y volver a la enseñanza, Ed Stanley, que anteriormente le había hecho algunos encargos para la Associated Press, le ayudó a conseguir un puesto en el staff del Philadelphia Evening Bulletin. Allí el resto de colegas fotógrafos no se tomaron muy bien aquello de tener una mujer como compañera. Llegaron a escupirla, a orinar y a apagar cigarrillos en en sus cubetas de revelado en el laboratorio. No consigo entender que tremenda amenaza debían de sentir esos hombres, ante la “irrupción” de una mujer en su lugar de trabajo, para comportarse de semejante manera. Cuando se enfrento a ellos la dejaron en paz, al comprender que estaba relegada a encargos en las secciones de moda y paginas de sociedad femeninas. Aunque se sentía discriminada no se amedrentó, se aplicó a fondo y aprendió lo que significaba trabajar en la redacción de un periódico, al tiempo que mejoraba notablemente su practica del revelado y positivado.

Era una ocupación tan inusual para una mujer que el propio periódico publico un articulo titulado, “Strange Jobs for Women“. (Trabajos extraños para mujeres). En él, Marion encabezaba una lista que incluía a una dentista, una mujer que empapelaba paredes, una que abría ostras, otra que trabajaba como “barbero”, otra como “zapatero” y dos hermanas carniceras. Hoy en día nos parece una lista absurda, pero haciendo una búsqueda en Google con el mismo titulo encuentro una mecánica en un taller de automóviles, una mujer albañil, taxistas, detectives, bomberas… En fin, que tampoco ha cambiado tanto la cosa.

Marion no tardo mucho en aburrirse con el trabajo “femenino” al que la tenían proscrita en el periódico. Gracias a las recomendaciones de Ralph Steiner, Strand y Ed Stanley consiguió una entrevista con Roy Stryker, jefe del departamento de fotografía de la Farm Security Administration, con base en Washington, D.C.

Stryker, le ofrecio lo que seria el primer contrato a tiempo completo para una mujer en el FSA. Antes que ella, desde 1935, Dorothea Lange había sido miembro de su personal, pero trabajaba solo a tiempo parcial y produjo menos fotografías para la agencia.

“Trabajadores emigrantes esperando en la entrada de la oficina de correos”. Belle Grande, Florida.1939.8a40521v

“Hombre subiendo las escaleras del cine por la entrada Colored“. Belzoni, Mississippi. 1939.

Un Noir va au cinéma par l'entrée "Gens de couleur'.

Un Noir va au cinéma par l’entrée “Gens de couleur’.

“Jitterbugging in a Jukejoint“. Clarksdale, Mississippi, 1939

3331819-696099417
“En la cocina”. Marcella Plantation. Mileston, Mississippi Delta, Mississippi. Nov. 1939. post_wolcott

Children_in_Wadesboro

“Niños afroamericanos en Wadesboro”, North Carolina. 1938 (arriba). “El hijo de un minero con una pistola en la mano y una pipa en la otra”,  Bertha Hill, West Virginia, Septiembre 1938(abajo)tumblr_kxijmifjd01qzhl9eo1_1280

“Piquetes a la entrada de una mina de cobre  esperando a la salida de los trabajadores que no siguen la huelga”.Ducktown, Tennessee,1939.1998.120.50_1b

“Mrs. Lloyd con su hija en las escaleras de la cabaña de troncos”. Carboro, N.C., 1939PHOT-MarPostWolcott-500-H-9

“Corte de pelo frente al Almacén General”. Marcella Plantation. Mileston, Mississippi, 1939PHOT-MarPostWolcott-500-H-4

De 1938 a 1942, Marion Post viajo a lo largo y ancho de los EEUU a pesar de la incomodidad que le generaba a su jefe, Stryker, el hecho de que una mujer viajara en solitario por las regiones más conservadoras del país. Pero Stryker supo sacarle provecho a esa circunstancia y la supo utilizar a modo de embajadora de la agencia para limar asperezas ante los conflictos que se daban entre las distintas organizaciones locales y los objetivos nacionales. Los consejos que le dio su madre, que había recorrido con anterioridad el país en aras de la planificación familiar, y los contactos que había hecho Marion entre bohemios, activistas e intelectuales, le sirvieron de ayuda para introducirse en vecindades afroamericanas y para integrarse en muchos otros lugares donde no habría tenido acceso sin ese tipo de “apadrinamientos”. Como añadido, sus estudios de danza y psicología infantil la proporcionaban herramientas comunicativas y un “don de gentes” muy necesario para el trabajo que estaba destinada a realizar.

“Trabajadores esperando a recibir su jornal cerca de Homestead”, Florida 1939.6a0112791cb10528a40133f28fcc23970b-550wi

“Parada para beber”, Natchitoches, LA 1941

Marion_Post_Wolcott_Taking_a_Drink

“Dos criadas de color con bebe blanco en carrito”. Gibson, Mississippi, 1940

PHOT-MarPostWolcott-500-V-7

Durante esos cuatro años viajo incansablemente, conduciendo sola, muchas veces de noche por carreteras malas y mal señalizadas e internándose en regiones aisladas y asoladas donde tuvo muchas dificultades para encontrar hospedaje, reparar el coche o su cámara de fotos. A pesar de todos los obstáculos, Marion fue capaz de realizar 9.000 fotografías, recorriendo miles de kilómetros, documentando y publicitando la necesidad de ayuda federal a aquellos que habían sido los más damnificados por la Gran depresión y la devastación de la agricultura. En esta foto se la ve cambiando una rueda en  Up South Fork, Kentucky River.Kentucky

8a43453v

En la primavera de 1941 Marion conoció al hombre del que se enamoraría irremediablemente y que causaría su cambio de rumbo. Lee Wolkott, viudo y con dos hijos pequeños, era el asistente al Secretario de Agricultura, Henry Wallace. Marion y Lee se casaron el 6 de Junio.

Recién casada, la FSA la mando a cubrir la zona Oeste, lo que dificultó en grandísima medida la conciliación con su vida familiar. Esto, unido al sentimiento de menosprecio hacía su entrega a la agencia y a su trabajo fotográfico hizo que su plan de compaginar ambos aspectos de su vida fracasara. Habría que añadir a esto que las condiciones del país en guerra, con los racionamientos para suministros y gasolina entre muchos otros obstáculos, no hacían más que dificultar enormemente sus viajes.

En Septiembre de ese año, Marion recibió una carta de ocho páginas con nuevos encargos de su jefe, en la que entre otras cosas le encargaba extender su estancia en el Oeste añadiendo un montón de kilómetros a recorrer. Ni una palabra de agradecimiento por su exhaustivo trabajo, tan solo por una planta de artemisa que esta le había enviado. Marión añadió anotaciones cuestionando lo inapropiado de los temas que en ella le encargaba documentar y mostrando su descontento por tener que terminar el trabajo de otro de los fotógrafos de la FSA, John Vachon. Después de todo su esfuerzo, esa carta le causo tal descontento, que una vez terminadas sus anotaciones, se la envió a su marido.

Aquello fue la gota que colmo el vaso. Lee dijo que Stryker debería de ser despedido y recalcó el hecho de que Marion estaba siendo explotada e infravalorada. En lo que en mi parecer fue un ataque de, si me perdonáis la expresión, “marcar paquete”, Lee obligo a Stryker a cambiar el nombre de Marion Post por su nombre de casada, Marion Wolcott en los créditos de todas las fotografías que esta había realizado para la agencia, lo que supuso una enorme dedicación de tiempo y esfuerzo en detrimento de la realización de otros proyectos, y por supuesto, un aumento de la hostilidad hacía Marion.

Al final, Marion se vio forzada a elegir entre su marido y su jefe, entre las expectativas tradicionales para una mujer y un trabajo extremadamente exigente. Después de su ardua y larga lucha por trabajar como fotógrafa, había llegado a un punto en el que, el escaso reconocimiento que hasta entonces habían recibido sus fotografías y la falta de agradecimiento por su continua e intensiva entrega a su trabajo, la llevaron a tomar la decisión de abandonar su puesto en la FSA.

Pese haber recibido una educación progresista, liberal e igualitaria y haber superado innumerables obstáculos, Marion se acabó rindiendo a las circunstancias. Jamás volvió a dedicarse profesionalmente a la fotografía, pero nunca dejo de hacer fotos.

Los Wolcott tuvieron otros dos hijos, vivieron en varios estados y de 1959 a 1968 la familia residió en Iran, Afganistan, Pakistan, India y Egypto, donde forzados por la evacuación ante la Guerra de los Siete Días, Marion destruyo casi todo su archivo personal.

“Enrollando una soga en la playa”, Pakistan, 1962

PHOT-MarPostWolcott-500-H-11

“Mujeres llevando agua”, Iran, c.1960.PHOT-MarPostWolcott-500-H-12

“Casas en el Cairo”, Egipto. 1967

PHOT-MarPostWolcott-500-H-13

Egipto. 1967

PHOT-MarPostWolcott-500-H-15

Después de aquello regresaron a EEUU y se instalaron en California. Marion empezó a impartir clases de fotografía en el Museo de Santa Bárbara y de ese modo , poco a poco, empezó a mostrar su trabajo y a lograr el reconocimiento que siempre había añorado.

En Noviembre de 1990, después de luchar durante más de un año contra un cáncer de pulmón, Marion Post Wolcott murió en su casa de Santa Barbara. Pocos meses antes el prestigioso International Center for Photography de Nueva York, le había dedicado una gran exposición, a la que no pudo asistir por su delicado estado de salud.

Esta fotógrafa también contribuyo a los primeros retratos en color de la sociedad norteamericana con 120 fotografías hechas con las muestras que daba Kodak a la FSA de su recién lanzada película en color Kodachrome a mediados de los años treinta. Estas no llegaron a ser publicadas hasta que la tecnología para la reproducción e impresión en color lo permitió mas avanzado el siglo veinte.1a34297v

Marion Post Wolcott - Bayou Bourbeau plantation, a FSA cooperative, Natchitoches, Louisiana. A Negro family seated on the porch of a house, 1940

Autor: lamiradadelmamut

Primero estudié CC. de la Información, me dediqué durante tiempo al diseño gráfico y la dirección artística editorial, principalmente en el mundo de la moda. Despues surgió en mi la necesidad de estudiar Bellas Artes y me licencie en Artes Plásticas. A partir de ahí desarrollado mi carrera como artista, practicando el dibujo, el grabado, la pintura y últimamente la fotografía. Empece este blog mientras hacia el Master PHE en fotografía: Teoría y proyectos artísticos. Desde entonces mi intención es compartir autores, exposiciones y proyectos que me parezcan interesantes y nos ayuden a reflexionar sobre el mundo en que vivimos.

3 pensamientos en “Marion Post Wolcott. Dilema: El marido o el jéfe

  1. Muy interesantes documentos, gran esfuerzo!

    P.D. Extraño esta publicación, ya no la he recibido. Espero todo bien.

    Le gusta a 1 persona

  2. Interesante trabajo, claro!
    Más interesante aún la persona de Marion Post; su trabajo extraordinario como fotógrafa y, sobre todo, su lucha como mujer. Gracias, Ruth, por permitirme conocer esta gran fotógrafa.

    Le gusta a 1 persona

¿Te ha parecido interesante? Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s